4 feb. 2013

Próvocame con tu sonrisa


Dejando a un lado la romántica histórica por una larga temporada (y a mi otro yo. Ya no sé cuantos escritores hay dentro de mi), hasta tener noticias de algunas editoriales, me lanzo a mi nueva aventura literaria, bajo el seudónimo de Andrea Ferrara (lo elegí basándome en una mención que Walter Scott hace en su novel Waverley. Andrea Ferrara era un forjador de espadas italiano) Veremos que tal se nos da.


Javier y Eileen nunca pensaron que un tropezón podría cambiarles sus vidas. Aunque sus amigos lo vieron claro desde el primer momento ellos no se dieron cuenta hasta que el destino jugo sus cartas por ellos. ¿Qué decisiones tomarán cada uno de ellos frente a las dificultades que van surgiendo? ¿Serán capaces de resolver sus dudas y sus miedos y enfrentarse a su destino? En un marco idílico como la capital de Escocia, un español que prepara su tesis sobre Walter Scott, y una profesora de literatura de la universidad de Edimburgo, descubrirán que el amor salta de las páginas de las novelas a la realidad por cuestiones inesperadas.

8 comentarios:

  1. Que guay!, nueva novela! Te felicito por ello guapo! Verás que será todo un éxito! jejeje

    Entonces, digo yo, a partir de ahora tenemos que llamarte Andrea? jajaja (broma)

    Un besazo guapo, y feliz inicio de semana!, muak!

    Pd: Me llevo esta novedad al club, y el martes o quizás el Miércoles, lo haga público >.<

    Xao!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dulce,puedes llamarme como prefieras. La verdad lo tengo asumido desde hace tiempo, (ya sabes (jejejejej) En fin que lo que a mi me gusta es contar historias, y si gustan pues mejor.
      Cuando gustes puedes anunciarlo, ya sabes que te agradezco que lo hagas.

      Un beso

      Eliminar
  2. Qué interesante se ve la sinopsis, y es curioso que optaras por este seudónimo. Te deseo muchísimos éxitos, no dudo de que los tendrás.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Aglaia gracias por tus palabras. Bueno elegí un seudónimo basándome en un personaje de una de las novelas de Walter Scott, el forjador de espadas Andrea Ferrara,

      Besos

      Eliminar
  3. Ya solo con la sinopsis despierta, por lo menos en mí, curiosidad. Con respecto al seudónimo, ilustrame por favor, en la obra de la que hablas era conocido como ¿hombre o mujer?

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Hola Jennieh, me alegra que al menos despierte tu curiosidad. En cuanto a tu pregunta, Andrea Ferrara era un forjador de espadas. Dulce ha optado por referirse a él como femenino, cosa que no me molesta en absoluto.

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. que me había perdido yo esta entrada con esto de estar yo un poco missing últimamente y no puede ser.
    me alegro de ver que sigues escribiendo sin parar y te deseo muchísima suerte con esta novela y con todas las demás.
    besoteeee

    ResponderEliminar
  6. Se me había perdido esta entrada, muchas felicidades en esta aventura!!!
    Te deseo mucha suerte!!!

    Besos!!

    ResponderEliminar