3 jun. 2016

Reseña: Rumbo a ninguna parte de Pat Casalá

Terminamos la semana con una nueva reseña. Esta vez, de mi compañera en Red Apple, Pat Casalá y su historia New Adult. Espero que le deis una oportunidad a la historia de Aurora y Bruno porque en verdad que lo merecen. Buen fin de semana.



Título: Rumbo a ninguna parte
Autora: Pat Casalá
Editorial: Red Apple
Género: New Adult
Año: 2016
Páginas: 426
Sinopsis:
El pasado de Aurora no ha sido un camino de rosas, y por si fuera poco, sabe que la estancia en el internado de Suiza tarde o temprano le pasará factura. Su padre nunca regala nada. Durante mucho tiempo se ha escondido de los demás, y ahora más que nunca, su carácter ha cambiado, y su habilidad para enmascarar lo que siente ha mejorado en muchos sentidos.
La vida de Bruno podría definirse con una palabra: desenfreno. Carreras ilegales de moto, chicas, amigos, fiestas... Ahora debe abandonar Madrid y viajar a Suiza con su hermana para alejar-se de esa vida. Su carácter impulsivo y con tendencias a rebasar los límites de lo prohibido, su chulería y la seguridad en sí mismo no harán que la toma de decisiones acerca de su futuro sea algo sencillo.
El primer encuentro entre Bruno y Aurora será como un choque de trenes. Él es irritante-mente grosero y soez. Ella estira-da e inalcanzable. Pero la chispa saltará desde el primer instante, y pese a que ella tiene prohibido enamorarse, los designios del corazón no se pueden cambiar.
 
Reseña:
 
Nos encontramos ante una historia que no solo no te engancha desde la primera página, (el prólogo siembra en el lector un abanico de interrogantes y dudas del que no puede escapar en ningún momento) si no que te obliga a leer sin que quieras soltar la novela en ningún momento (en mi caso hasta he dejado aparcada mi propia novela)
 
Hay una serie de preguntas intrigantes que la autora va desgranando de manera lenta y eficiente. Sabe dosificar las respuestas a ese prólogo de tal manera que convierte al lector en una especie de detective en busca de esas respuestas. Este hecho me ha encantado porque me ha metido en la historia de Bruno y de Aurora hasta el punto de sufrir con ambos y sonreír a cada momento de felicidad que la trama les permitía.
 
Otro punto a favor de esta historia es que nada es lo que parece. Bruno, un chico duro, que ama la velocidad, las motos y las carreras clandestinas, no es el típico <<machito>>. No es un personaje estereotipado como hemos leído en infinidad de novelas. Es un chico que está solo, al igual que su hermana. Niños ricos que lo tienen todo o creen tenerlo pero que poco a poco irán descubriendo que no es así. Un Bruno que se irá revelando como un chico completamente normal y que no tiene nada que ver con la imagen que ofrece. El contrapunto lo pone Aurora. Alguien rodeada de un misterio, que en un principio nos hace pensar que un poco rarita con sus paranoias. Todo en su vida viene relacionado con un asunto que la marcó en el pasado y que guarda relación con el prólogo a la historia. Volvemos a las interrogantes que la autora plantea en un principio y que poco a poco vamos a ir respondiendo.
 
Ambos personajes, van a encontrar en el otro, lo que llevan tiempo buscando pero sin saberlo que lo hacías. Bruno encontrará en Aurora algo que no tiene nada que ver con su alocada vida en Madrid. A pesar de que le gusta la libertad, el poder, no puede evitar la soledad. Y en ella han tenido culpa sus padres que los han desatendido, tanto a él como a su hermana Emma. Me ha quedado la impresión de que su comportamiento en las carreras ilegales ha sido una manera de llamar la atención de sus padres, al tiempo que llena ese vacío que siente en todo momento. Esa soledad que Aurora sabrá completar con su sencillez.
 
Aurora lucha contra los sentimientos que Bruno despierta en él. Y cuanto más lo intenta, más atrapada esta en ellos. Tiene miedo a sentir pero no porque le asuste el amor, sino por su pasado y por lo que implicaría para Bruno. Sin embargo, Aurora no puede evitar sentirse viva con él a cada momento que comparten. Es en estas situaciones cuando nos damos cuenta de lo que ha sido la vida pasada de Aurora (No tiene desperdicio y no dejará al lector impasible)
 
La historia es dura por momentos. Tanto que te sientes identificado con Aurora y sientes los mismos deseos y ganas de hacer lo mismo que a ella se le pasa por la cabeza. (Cuando leáis la historia me entenderéis)
 
En todo momento la tensión narrativa es palpable. La autora crea una atmósfera de angustia y miedo en los protagonistas que consigue trasladar al lector. Pero al mismo tiempo, hay momentos llenos de magia y ternura que nos arrancan una sonrisa o nos emocionan entre tanta maldad. Llegamos a sentir cariño por Aurora y creo que en momentos la animamos a que luche por ese amor que ha encontrado en Bruno.
 
Hay una trama policial que se resuelve hacia el final. Y debo decir que no sabía cómo iba a resolverla la autora. Pero creo que ha sido perfecto y que ha servido para entender algunos pasajes y algunos personajes de la historia.
 
No estamos ante la clásica historia New Adult donde el chico es el duro, el guaperas, el machito. No, aquí es nuestra protagonista, Aurora la fuerte. Y Bruno no deja de ser su recompensa después de haber sufrido la indecible.
 
La novela es dura. Con escenas que te repatean y te hacen preguntarte cómo es posible que suceda.
Por suerte es una novela con final feliz donde sus protagonistas encuentran su propio rumbo cuando se conocen.
 

1 comentario: